Noticias de Riesgos Generales

La Temporada de Huracanes 2018 en el Atlántico iniciará formalmente el día 1 de Junio en la cuenca del Océano Atlántico y culminará el 30 de Noviembre. Estas son las fechas que delimitan la época cada año en que se forman la mayor cantidad de ciclones tropicales en el Océano Atlántico. Sin embargo, la formación de ciclones tropicales son probables en cualquier mes del año...


La temporada de huracanes en el Pacífico de 2018 es un evento actual en el ciclo anual de formación de ciclones tropicales. La temporada inició oficialmente el 15 de mayo en el Océano Pacífico Oriental, el 1 de junio en el Pacífico Central, estos finalizarán el 30 de noviembre de 2018 en ambas zonas. Estas fechas delimitan convencionalmente el período de cada año cuando la mayor parte de ciclones tropicales se forman en el océano Pacífico. Sin embargo, la formación de ciclones tropicales son posibles en cualquier tiempo, como se ilustró cuando se formó la primera depresión tropical el 10 de mayo. La primera tormenta nombrada, el huracán Aletta, se formó el 6 de junio y finalmente se convirtió en el primer huracán mayor de la temporada.


Cronología de la temporada ciclónica 2018


 

Nombre de la temporada ciclónica 2018







 

 

Nadie duda las ventajas de tener contratado un seguro, especialmente el de vida, en caso de cualquier percance. Cuanto más alta sea la cobertura mejor, pero si el siniestro no acontece, estaríamos pagando unas primas elevadas.

En el caso de un seguro sobre un bien que tiene un determinado valor conocido como puede ser una casa o un carro. Pero en el caso del seguro de vida es distintos. Preguntas como qué es lo que debe cubrir no tienen siempre una respuesta fácil pero siguiendo los siguientes consejos será más fácil no sólo saber qué contratar si no también cuándo es fundamental hacerlo:

  • Realizar un análisis económico actual. Es el punto de arranque y hay que hacerlo tanto de ingresos como de gastos y cargas financieras. Estudiar muy bien qué supone para la unidad familiar tanto retribuciones como los gastos futuros (el caso de la hipoteca, producto a largo plazo es muy importante) determinará no sólo la necesidad del Seguro de Vida sino también la cuantía del seguro a contratar.

  • Analizar las necesidades familiares futuras. Muy enlazado con el punto anterior pero pensando incluso más en el largo plazo, tener hijos de corta edad, por ejemplo, puede determinar necesidades no actuales sino futuras como cubrir el coste de sus estudios.

  • Estudiar y ajustar todas las coberturas. Además de cubrir el fallecimiento, debemos analizar muy bien el resto de coberturas como es la discapacidad que impida realizar actividad laboral. Añadir coberturas adicionales como incrementar el dinero a percibir en caso de accidente puede ser muy interesante si por ejemplo nuestra actividad nos obliga a usar muy frecuentemente el vehículo.

  • Un único contrato. Tener un  solo contrato que cubra todas las necesidades es  más rentable que añadir seguros adicionales y temporales que contratamos para cubrir la amortización de préstamo o en caso de un viaje. Por ello, analiza económicamente el costo de ampliar ligeramente la cobertura de seguro para cubrir este tipo de eventualidades.

  • Seguro con ahorro o devolución de prima. Escoger estos planes aunque sean más costosos, resulta al cabo de la terminación de la póliza una ventaja en ahorro para el asegurado.

Un seguro de vida es una inversión en seguridad y tranquilidad que no debemos de obviar pero siempre considerando muy bien cuales las necesidades presentes y futuras para obtener la cobertura más adecuada.

 

 

Tener un Corredor de Seguros, no es tener un simple intermediario, un corredor es un defensor de tus derechos frente a la aseguradora y tu aliado en cualquier evento que se presente. Aquí comparto algunas razones para de por qué hacer la negociación a través de un corredor es mucho más seguro.

Muchas veces en el momento de comprar un vehículo en un feria de carros o dealer, te ofrecen de manera inmediata el seguro sin hacer análisis o comparaciones. Estas personas ganan comisiones por la ventas de los seguros, no buscan lo que te conviene a ti, como usuario de este servicio.

¿ A quién acudo si sucede un siniestro? Muchos clientes adquieren sus seguros de vehículos en dealer o los bancos en el momento de hacer sus préstamos para comprar el automóvil. Si sucede algo quien es tu contacto. Tu corredor conoce tus coberturas y sabe que hacer en el momento.

Tu tienes derecho a escoger y puedes exigir tu corredor a la hora de comprar tu carro, ya sea vía una institución financiera o un dealer.

La negociación y compra de un seguro a través del corredor te permitirá adquirir y pagar lo que exactamente necesitas , lo que te evita realizar inversiones innecesarias.

Tu corredor, en caso de un siniestro, te ayudará con todo evitándote perder el tiempo y  completar todo el expediente para recibir el pago de la reclamación.

Un asesor de seguros recomienda, investiga, compara los valores actuales vs. los valores declarados en tu póliza, te hace recomendaciones, pero lo más importante: vela por tus intereses.

 

 

Preste atención a las informaciones de la oficina nacional de meteorología desechando los rumores.

Advertencia: Información de la formación de un huracán o tormenta tropical que pasa por el país.

Alerta Meteorológica Temprana: Informa sobre la localización de un huracán o tormenta tropical , que por su ubicación geográfica, histórica y trayectoria, la población debe dar seguimiento estricto. Se emite 72 horas antes.

Alerta: Significa que en un plazo de 48 horas algunas zonas del territorio nacional, podrían ser afectadas por un Ciclón Tropical.

Aviso: Significa que en un plazo de 36 horas o menos un Ciclón Tropical impactará el país.

Adquiera alimentos enlatados, agua embotellada, medicamentos, botiquín, cloro, linternas, radio de pilas, ubique una habitación segura, coloque colchones, frazadas, ropa, no utilice envases de vidrio, cierre tanque de gas, desconecte instalaciones eléctricas, descuelgue cuadros, recoja material que pudiera convertirse en proyectil por la fuerza de los vientos, asegure puertas, ventanas, mantenga el vehiculo con combustible, recoja escombros y basura del patio, traslade su mascota a una habitación de pocas ventanas pero ventilada.

Por supuesto, debe desalojar áreas sin drenaje así como: playas, ríos, zona montañosa proclive a deslizamientos, recuerde que si reside en edificio el viento podría ser más fuerte de lo normal.

Si las autoridades le ordenan desalojar su casa, hágalo y cuando vaya al refugio, recuerde que usted no está solo, sea cooperador y calme a otras personas que necesiten su ayuda.

Luego de que pase el huracán, prepárese mentalmente pues puede encontrar destrucción, camine con precaución por el terreno, deseche hoyos, alambres, escombros, vidrios, clavos y estructuras débiles.

 

 

Síguenos en:

icon

Twitter

icon

Facebook

icon

LinkedIn